Navegación

  • Introducción
  • ¿Qué es la blefaroplastia?
  • ¿Cómo saber si soy candidato a la blefaroplastia?
  • ¿Cómo saber si soy candidato a la blefaroplastia?
  • ¿Cómo elijo a mi cirujano?
  • ¿Cómo es la primera consulta con el cirujano?
  • ¿Cómo se realiza la blefaroplastia?
  • Técnicas combinadas con la blefaroplastia
  • Técnicas de la blefaroplastia sin cirugía
  • ¿Cómo es la recuperación de la blefaroplastia?
  • Complicaciones o posibles efectos secundarios
  • Resultados
  • Dudas frecuentes
  • Testimonios
  • Bibliografía

Introducción

La blefaroplastia, también conocida como cirugía del párpado tiene como objetivo corregir las bolsas o la piel en exceso de los párpados superiores o inferiores, que además de ser algo estético también pueden afectar la visión. De acuerdo a la ISAPS, en 2016 se realizaron 10,552 cirugías de blefaroplastia en Argentina.

¿Qué es la blefaroplastia?

La cirugía de párpados es una cirugía estética para estirar la piel alrededor de los ojos. Sirve para eliminar los párpados caídos, las bolsas de los ojos y las ojeras, según el caso y la necesidad de cada paciente. También se puede extraer grasa y trabajar con el músculo inferior y superior. El objetivo de la blefaroplastia es recuperar la vitalidad y eliminar el efecto de cansancio, rejuveneciendo la mirada.

La blefaroplastia no es una cirugía para eliminar las patas de gallo, ni las arrugas; tampoco es para levantar la ceja, de acuerdo a la SACPER, pero sí se puede realizar en conjunto con otras cirugías para conseguir el efecto rejuvenecedor que se desea.

La blefaroplastia corrige:

  • Exceso de piel que impide ver bien
  • Exceso de grasa en el párpado superior
  • Apariencia cansada y más edad
  • Bolsas y ojeras
  • Aspecto cansado

¿Cómo saber si soy candidato a la blefaroplastia?

Los candidatos para la blefaroplastia son personas con buena salud tanto física como psicológica. La edad a partir de la cual se puede realizar una blefaroplastia es de 35 años en adelante, pero debido a la genética, pueden existir pacientes más jóvenes.

Si tenés alguna enfermedad o condición médica, es importante decirlo a tu cirujano, por ejemplo si tenés problemas de tiroides, presión arterial alta, enfermedades vasculares o diabetes. Es importante mencionar también si tenés falta de lágrimas suficientes, glaucoma o desprendimiento de retina. Seguramente será necesaria una revisión oftalmológica antes de la blefaroplastia.

Se contraindica la blefaroplastia en ciertos pacientes con patologías oculares, por ejemplo en aquellos que padecen ojo seco severo, ya que cualquier cirugía ocular o de párpados puede afectar y agravar el problema. El glaucoma, en cambio, no impide realizar la blefaroplastia. Pero sí hay que tener especial cuidado en aquellos pacientes operados de cataratas o láser para miopía o hipermetropía.

¿Cómo saber si soy candidato a la blefaroplastia?

Los candidatos para la blefaroplastia son personas con buena salud tanto física como psicológica. La edad a partir de la cual se puede realizar una blefaroplastia es de 35 años en adelante, pero debido a la genética, pueden existir pacientes más jóvenes.

Si tenés alguna enfermedad o condición médica, es importante decirlo a tu cirujano, por ejemplo si tenés problemas de tiroides, presión arterial alta, enfermedades vasculares o diabetes. Es importante mencionar también si tenés falta de lágrimas suficientes, glaucoma o desprendimiento de retina. Seguramente será necesaria una revisión oftalmológica antes de la blefaroplastia.

Se contraindica la blefaroplastia en ciertos pacientes con patologías oculares, por ejemplo en aquellos que padecen ojo seco severo, ya que cualquier cirugía ocular o de párpados puede afectar y agravar el problema. El glaucoma, en cambio, no impide realizar la blefaroplastia. Pero sí hay que tener especial cuidado en aquellos pacientes operados de cataratas o láser para miopía o hipermetropía.

¿Cómo elijo a mi cirujano?

Además de comprobar los estudios del cirujano, es importante el nivel de subespecialización, el especialista en Cirugía Oculoplástica es el profesional adecuado para realizar una blefaroplastia.

El cirujano oculoplástico es un médico oftalmólogo formado y especializado en cirugía, no todos los oftalmólogos deben de realizar la cirugía de párpados, deben de estar acreditados. Una garantía es buscar su nombre en la web de la Asociación Médica Argentina y de la Sociedad Argentina de Cirugía Plástica y Estética.

En este video podés ver toda la información sobre la cirugía de párpados, los cuidados pre y posquirúrgicos y otras recomendaciones.

¿Cómo es la primera consulta con el cirujano?

En la primera consulta se hablará de los resultados que se desean conseguir y se hará una evaluación de salud, así como de la visión y producción de lágrimas. Es importante hacer el historial clínico completo, mencionando si tomás algún medicamento, fumás o tomás alcohol. También tenés que señalar si usás anteojos, lentes de contacto y de ser posible, llevar el último examen oftalmológico.

La Dra. Adriana Ratto sugiere que antes de realizar una cirugía de párpados se debe tener un chequeo oftalmológico, descartar infecciones, lesiones de cornea, de retina, glaucoma, etc. Se realizan estudios de laboratorio, sobre todo pruebas de coagulación, electrocardiograma y riesgo quirúrgico. Se debe evaluar también si hay caída de cejas o solo caida de parpados.

En la consulta se revisará si es necesario operar los párpados superiores e inferiores o si se debe complementar con algún otro tratamiento o procedimiento. Se explicará el procedimiento, cómo se realiza, anestesia, riesgos, cuidados posoperatorios y el precio. Es importante aclarar todas las dudas con el cirujano.

Además, el cirujano dará indicaciones para prepararte para la cirugía, como por ejemplo qué alimentos comer e instrucciones sobre la ingesta de tabaco, alcohol o algún medicamento. Es importante dejar de fumar al menos dos semanas antes de la cirugía, para facilitar el proceso de cicatrización.

¿Cómo se realiza la blefaroplastia?

La blefaroplastia se debe realizar en un quirófano, es una cirugía ambulatoria, generalmente podés irte a tu casa después de pasar unas horas en observación. Se realiza bajo anestesia local más sedación, en algunos casos bajo anestesia general, pero es una preferencia del cirujano o del paciente.

La cirugía de párpados dura entre 1 a 3 horas, es más larga si se realiza algún otro procedimiento complementario. Después de la cirugía se aplica una pomada oftalmológica y apósitos con suero fisiológico muy frío para bajar la hinchazón y reducir las posibles molestias. Los pacientes pueden volver a su vida normal a los 10-12 días después de la cirugía.

Las incisiones son apenas notorias ya que se realizan en las líneas naturales de los párpados superiores y en los párpados inferiores, debajo de las pestañas. Con estas incisiones es posible separar la piel de la grasa, el músculo y así poder extraer la grasa sobrante, en algunos casos se elimina el exceso de piel y músculo. Las incisiones se cierran con suturas muy finas.

Cuando los pacientes son tan jóvenes que solo tienen exceso de grasa, se realiza una blefaroplastia transconjuntival de párpados inferiores, la incisión se realiza dentro del párpado, por lo cual no deja una cicatriz visible, esta técnica no se realiza si también hay que eliminar el exceso de piel. El corte comienza a cicatrizar al cabo de 3 o 4 días.

Técnicas combinadas con la blefaroplastia

  • Blefaroplastia con lipofilling: se trata de una blefaroplastia tradicional pero además se eliminan las ojeras con el lipofilling, es decir con la propia grasa del paciente. También sirve para eliminar surcos nasogenianos y algunas líneas de expresión como las arrugas en el entrecejo y las patas de gallo. Brinda un resultado global más satisfactorio ya que rejuvenece otra áreas y no solo la mirada.
  • Cantopexia: además de rejuvenecer la mirada, la cantopexia sirve para rasgar los ojos, lo que cambia la forma del ojo y la mirada.
  • Blefaroplastia con Nanofat: sirve para mejorar el color de las ojeras y su apariencia, el nanofat es un combinado de grasa del paciente con células madre y factores de crecimiento, lo que ayuda con la cicatrización de la zona y la eliminación de arrugas.

Técnicas de la blefaroplastia sin cirugía

  • Blefaroplastia con láser: tiene el mismo objetivo que la blefaroplastia tradicional, se realiza con anestesia local más sedación. La diferencia es que en lugar de hacer las incisiones con el bisturí, se realizan con un rayo láser, generalmente láser CO2. La ventaja de usar un láser es que a la vez que se realiza el corte, se cauterizan los vasos sanguíneos, lo que hace que la pérdida de sangre durante la cirugía sea mínima. Una vez hecho el corte, el cirujano extrae el exceso de grasa, piel, músculo y tejido y después procede a suturar. Otro beneficio del láser CO2 en la blefaroplastia es que puede corregir arrugas del párpado interior por medio del resurfacing. En cuanto a la recuperación, casi no quedan cicatrices visibles y el dolor, la inflamación y los moretones son menores, por lo tanto, es más corto que el de la cirugía tradicional.
  • Blefaroplastia sin cirugía: existen tratamientos estéticos como la radiofrecuencia o el Thermage que brindan efectos de rejuvenecimiento y que no requieren posoperatorio por lo que el paciente puede retomar su rutina sin problemas.
  • Blefaroplastia con rellenos: se inyecta ácido hialurónico o algún otro relleno en el párpado superior, zona superior e inferior de la ceja para tensar, en el párpado inferior también se inyecta el mismo relleno, para eliminar las bolsas. El tratamiento dura 15 min.
  • Blefaroplastia con plasma: es otra técnica sin cirugía que dura una hora y media. Se trabaja con un plasma, que es una especie de gas ionizado. Se produce una bioestimulación de la dermis que genera costras, pero se caen a la semana. No genera moretones ni cicatrices.
Recuperación blefaroplastia

Imagen: shutterstock

¿Cómo es la recuperación de la blefaroplastia?

Después de la cirugía se aplica una pomada para lubricar los ojos y en algunas ocasiones algún vendaje. En caso de tener molestias, el cirujano puede recetar algún medicamento. Si se siente mucho dolor, hay que consultar inmediatamente con el médico.

Según la Dra. Hebe Blanco, un cierto grado de hinchazón y hematomas son normales. La aplicación de compresas frías, así como la elevación de la cabeza cuando esté acostado, mejoraran sus molestias. Su cirujano le indicará medicación para el dolor.

Es importante seguir las indicaciones para lavarse correctamente los ojos. También hay que respetar la indicación médica para aplicar los colirios oftálmicos para tener los ojos hidratados. Si es una blefaroplastia con puntos, hay que retirarlos entre el segundo y el séptimo día.

A partir del segundo o tercer día, ya se puede leer o a ver la televisión, no se deben usar lentes de contacto hasta dos semanas después de la cirugía. El Dr. Leandro Di Carlo recomienda utilizar anteojos de sol y hacer tareas livianas sin grandes esfuerzos las primeras semanas y al cabo de diez días volver a trabajar.

Durante las primeras semanas es habitual que aparezca un lagrimeo excesivo, hipersensibilidad a la luz, algún cambio en la agudeza visual como visión doble o borrosa (que remiten al poco tiempo). Pero estos efectos van desapareciendo con los días, y a las dos semanas ya no queda ningún efecto secundario.

Complicaciones o posibles efectos secundarios

Si es realizado por un cirujano plástico calificado, las complicaciones son muy poco frecuentes e incluso irrelevantes. Pero el riesgo de infección o reacción a la anestesia siempre está mínimamente presente, como en cualquier cirugía. Es importante seguir las indicaciones del doctor para evitar cualquier complicación. Inmediatamente después de la cirugía se puede experimentar visión doble o borrosa, edema y asimetrías en la cicatrización. Algunas veces puede aparecer también una leve dificultad para cerrar los ojos completamente a la hora de dormir, durante unos días, pero en muy raras ocasiones es un efecto permanente.

Resultados

En el caso de la blefaroplastia tradicional, las cicatrices pueden ser rosadas durantes los meses, después irán desapareciendo y cambiando de color hasta ser casi imperceptibles. La blefaroplastia brinda un aspecto más joven, sin cansancio y estos cambios son permanentes en la mayoría de los casos.

Dudas frecuentes

  • ¿La blefaroplastia sirve para las patas de gallo?

No, ni existe una cirugía que las elimine por completo, son pliegues que aparecen por la contracción del músculo, por lo que se tratan con bótox y otras técnicas o rellenos.

  • ¿Qué es el resurfacing?

Es el rejuvenecimiento cutáneo con láser. Se utiliza principalmente para eliminar arrugas profundas, lesiones, manchas o hiperpigmentaciones. Se aplica en todo el rostro o en algunas zonas específicas. Se realiza con láser CO2 fraccionado, Er YAG o ambos.

  • ¿Cuánto tiempo tengo que esperar después de una aplicación de bótox o ácido hialurónico?

Unos meses después de haber aplicado botox u otro tratamiento, podés realizarte la blefaroplastia.

  • Si tengo mala cicatrización ¿me pasará en los párpados?

Las cicatrices hipertróficas en los párpados son excepcionales, se trata de una piel más fina y la cicatrización tiende a ser más suave.

  • ¿Cuánto tiempo tengo que esperar para maquillarme?

Con la blefaroplastia transconjuntival (interior) durante la primera semana, en caso de la blefaroplastia superior o inferior con la técnica tradicional, es mejor a partir de la segunda semana.

Testimonios

Tenía mis párpados superiores caídos y no me animaba a someterme a una cirugía, hasta que un día hablé con el Doctor y me decidí. La recuperación fue rápida y mis párpados quedaron muy lindos y naturales. Mi vida cambio porque puedo maquillarme y pintar mis ojo como antes, luciendo una hermosa mirada. Se lo recomiendo a todas que tengan este problema.

MaryBini - Cañada de Gómez, Santa Fe

Está cirugía me devolvió la felicidad puesto que había sufrido un tumor cerebral y como consecuencia mi párpado derecho había caído sobre mi ojo, realmente la cirugía cambió mi vida.

MariaLu29 - Villa Ojo de Agua, Santiago del Estero

Tengo 40 años y hace 10 meses me hice una blefaroplastia que de haber sabido que iba a resultar tan exitosa y con un posopertatorio tan llevadero me la habría hecho 20 años atrás, ya que en mi caso las bolsitas eran hereditarias y no había ni pepino ni manzanilla que las desinflame. Ni siquiera me quedaron moretones y a los 15 días me reincorporé a mi trabajo sin problemas y por suerte no me cambió para nada la mirada.

VeronicaGonzalez2 - Almagro (Buenos Aires), Capital Federal

Me operaron hace 7 meses y la verdad que es una cirugía que dura 45 min. Nunca tuve dolor y pude volver a trabajar en 5 días. Con un poco de maquillaje paso desapercibida. A la semana comencé a ponerme una crema con corticoides que borró por completo la cicatriz.

Viviana125 - General Acha, La Pampa

"La información contenida en esta página en ningún caso puede, ni pretende, sustituir la información proporcionada individualmente por tu cirujano plástico, médico estético o especialista. En caso de cualquier duda, tu cirujano plástico te proporcionará las aclaraciones oportunas. Si estás pensando en someterte a una intervención de Cirugía Plástica o Estética, acude con un Especialista en Cirugía Plástica, Estética y Reparadora."